h1

Algunos momentos scout….

10 junio 2009

Tú promesa.
Obtener tu máxima insignia de progresión.
Cantar en el colectivo.
Enamorarte en un campamento.
Portar con orgullo tu uniforme y sobre todo tu pañuelo.
Hacer actividades bajo la lluvia.
Levantarse al llamado.
Bañarse en el río.
Poder ayudar a los demás estando Siempre Listos.
Comer del mismo plato y tomar del mismo vaso con tus compañeros.
Comer arroz pegoteado, sopa de mosquitos, y salsa de jurel, arroz con gallina, y panacakes
Contar anécdotas que han sido repetidas por años.
Acostarte a ver las estrellas por la noche en campamento.
Llevar un amigo a ser scout.
Pintarle la cara a alguien que se duerme en el autobús.
Contar historias en las noches.
Reírte de las necesidades.
Enseñar algo a un scout menor que tu.
Hacer un buen trabajo y estar satisfecho.
Sentir al aniversario de tu grupo como tu cumpleaños.
Saber que hacer cuando ocurre un accidente.
Calentarse en la fogata cuando hace mucho frío.
Tener tanto frió que llegas a decir que no volverás a ir de campamento… pero siempre vuelves
Escuchar el eco de nuestro lema ¡siempre listos!
Reconocer la obra de Dios conviviendo en la naturaleza (incluidos los animales)
Sentir que no estas solo.
Saber lo que significa un hermano scout.
Llorar en una ceremonia.
Compartir lo único que tienes.
Perderte en el bosque y saber que encontraras el camino.
Comer chocolate en la carpa antes de dormir.

Preparar pan de cazador para el Desayuno

Apagar fogatas de modo particular.
Ver con tu ropa guardada tu uniforme antiguo que ya no te queda.
Reírte de las burlas que te hagan en la calle por ser scout.
Servir sin esperar nada a cambio.
Cantar en una fogata.
Cantar entrelazados al final de un gran evento.
Lo primero…bañarse en casa.
Volver a la casa a comer lo más rico del mundo y dormir en la cama de uno, aprendiendo que hay que valorar lo que uno deja atrás
Tener amigos de lugares muy distantes, y aunque sabes que quizá no los vuelvas a ver… los recuerdes con mucho cariño…
Conocer a alguien en una fiesta, descubrir que fue scout y hablar de ello el resto de la noche.
Recordar ese último gran abrazo, como el primero de una gran amistad.
Pensar que llegaras a viejo y seguirás siendo scout.
Una vez scout, siempre scout.

Anuncios

Responder

Introduce tus datos o haz clic en un icono para iniciar sesión:

Logo de WordPress.com

Estás comentando usando tu cuenta de WordPress.com. Cerrar sesión / Cambiar )

Imagen de Twitter

Estás comentando usando tu cuenta de Twitter. Cerrar sesión / Cambiar )

Foto de Facebook

Estás comentando usando tu cuenta de Facebook. Cerrar sesión / Cambiar )

Google+ photo

Estás comentando usando tu cuenta de Google+. Cerrar sesión / Cambiar )

Conectando a %s

A %d blogueros les gusta esto: